1-6 El Espíritu Santo

1-6 Como Relacionarse con el Espíritu Santo


NOTA:  Cada punto en esta lección introduce un concepto importante que el discípulo necesita considerar y entender claramente al comienzo de su vida cristiana.  Mientras que considera cada punto, ayude al discípulo a reconocer las consecuencias de no entender ese concepto; por ejemplo, ¿Cuál sería el resultado típico de no considerar al Espíritu Santo como una Persona?  Explique como Jesús fue limitado por un cuerpo físico, pero el Espíritu Santo es “omnipresente”.


1)  Yo debo relacionarme con el Espíritu Santo, así como a una persona divina, porque Él es Dios mismo.  No debo pensar de Él como si Él fuera solo una “inspiración” o una “fuerza”, que no tiene personalidad.

Hechos 5:3-4  —Ananías —le reclamó Pedro—, ¿cómo es posible que Satanás haya llenado tu corazón para que le mintieras al Espíritu Santo y te quedaras con parte del dinero que recibiste por el terreno?  ...  ¡No has mentido a los hombres sino a Dios!

(NOTA:  Si no está familiarizado con este evento, se puede encontrar toda la historia en  Hechos 4:34-5:10.)  Haga clic aquí para leer la historia.

1 Corintios 2:10-11  Ahora bien, Dios nos ha revelado esto por medio de su Espíritu, pues el Espíritu lo examina todo, hasta las profundidades de Dios.  En efecto, ¿quién conoce los pensamientos del ser humano sino su propio espíritu que está en él?  Así mismo, nadie conoce los pensamientos de Dios sino el Espíritu de Dios.

2 Corintios 13:14  Que la gracia del Señor Jesucristo, el amor de Dios y la comunión del Espíritu Santo sean con todos ustedes.

Filipenses 2:1  Por tanto, si sienten algún estímulo en su unión con Cristo, algún consuelo en su amor, algún compañerismo en el Espíritu, algún afecto entrañable,

Efesios 4:30  No agravien al Espíritu Santo de Dios, con el cual fueron sellados ...

Job 33:4  El Espíritu de Dios me ha creado; ...

El Espíritu Santo es una Persona Divina.  Él no es una influencia, o una fuerza, o una inspiración, sino Dios mismo

Él es como un mejor Amigo, aun mucho más.  Mi relación con Él en muchas maneras es similar a una buena relación entre esposos.  ¿Cuáles son las implicaciones de tal relación?  ¿Respeto?  ¿Comunicación?  ¿Interacción?  ¿Cómo pudiera relacionarse con una “fuerza”?


2)  Él vive en mí, Su templo.  Él es mi dueño (si lo creo o aun si no lo creo).  Soy Su propiedad.

1 Corintios 3:16  ¿No saben que ustedes son templo de Dios y que el Espíritu de Dios habita en ustedes?

1 Corintios 6:19-20  ¿Acaso no saben que su cuerpo es templo del Espíritu Santo, quien está en ustedes y al que han recibido de parte de Dios?  Ustedes no son sus propios dueños; fueron comprados por un precio.  Por tanto, honren con su cuerpo a Dios.

Para un creyente el ser propiedad de Dios es una verdad absoluta, lo cual no depende de la aceptación del creyente mismo.  Yo no puedo otorgar los derechos de propietario.  Más bien, solo puedo reconocerlo y actuar según lo que Él ya ha declarado ser verdad.

Los nuevos creyentes generalmente abrazan esta verdad, porque son buenas noticias.  Sin embargo, los que han sido creyentes por años aceptan esta verdad como teoría, pero tienden a resistir las implicaciones.  Por lo general, ¿Qué derechos o autoridad tiene el propietario sobre su propiedad?


3)  Él es la garantía de que soy hijo de Dios.

Romanos 8:9, 15-16  ...  si alguno no tiene el Espíritu de Cristo, no es de Cristo.  ...  Y ustedes no recibieron un espíritu que de nuevo los esclavice al miedo, sino el Espíritu que los adopta como hijos y les permite clamar: «¡Abba! ¡Padre!»  El Espíritu mismo le asegura a nuestro espíritu que somos hijos de Dios.

2 Corintios 1:21-22  ...  Él nos ungió, nos selló como propiedad suya y puso su Espíritu en nuestro corazón, como garantía de sus promesas.

2 Corintios 5:5  Es Dios quien nos ha hecho para este fin y nos ha dado su Espíritu como garantía de sus promesas.

Gálatas 4:6  Ustedes ya son hijos.  Dios ha enviado a nuestros corazones el Espíritu de su Hijo, ...

Efesios1:13  ...  cuando oyeron el mensaje de la verdad, el evangelio que les trajo la salvación, y lo creyeron, fueron marcados con el sello que es el Espíritu Santo prometido.

1 Juan 3:24  ...  ¿Cómo sabemos que él permanece en nosotros?  Por el Espíritu que nos dio.

1 Juan 4:13  ¿Cómo sabemos que permanecemos en él, y que él permanece en nosotros? Porque nos ha dado de su Espíritu.

El Espíritu Santo es la evidencia de Dios de que soy salvo.

Deberíamos buscar activamente al Espíritu Santo, y estar dispuestos a seguir Su guia e instrucciones. Para el discípulo su dependencia del Espíritu Santo debe crecer cada vez más, mientras disminuye su dependencia del discipulador. Un discípulo debe reconocer cada vez más la voz del Espíritu Santo en su vida diaria.


4)  Él tiene un plan para cada día de mi vida.  Él quiere que yo aprenda a seguirle, y a obedecerle.  Él no espera seguir mi plan.

Salmos 139:16  Tus ojos vieron mi cuerpo en gestación: todo estaba ya escrito en tu libro; todos mis días se estaban diseñando, aunque no existía uno solo de ellos.

Jeremías 10:23  Señor, yo sé que el hombre no es dueño de su destino, que no le es dado al caminante dirigir sus propios pasos.

Jeremías 29:11  Porque yo sé muy bien los planes que tengo para ustedes - afirma el Señor -, planes de bienestar y no de calamidad, a fin de darles un futuro y una esperanza.

Juan 14:16-17  Y yo (Jesús) le pediré al Padre, y él les dará otro Consolador para que los acompañe siempre: el Espíritu de verdad, a quien el mundo no puede aceptar porque no lo ve ni lo conoce.  Pero ustedes sí lo conocen, porque vive con ustedes y estará en ustedes.

Juan 14:26  (Jesús dijo) Pero el Consolador, el Espíritu Santo, a quien el Padre enviará en mi nombre, les enseñará todas las cosas y les hará recordar todo lo que les he dicho.

Juan 16:13-15  ... el Espíritu de la verdad, él los guiará a toda la verdad, ...  Él me glorificará porque tomará de lo mío y se lo dará a conocer a ustedes.  Todo cuanto tiene el Padre es mío.  Por eso les dije que el Espíritu tomará de lo mío y se lo dará a conocer a ustedes.

1 Corintios 2:9-14  ... Nosotros no hemos recibido el espíritu del mundo sino el Espíritu que procede de Dios, para que entendamos lo que por su gracia él nos ha concedido.  ...

El discípulo necesita estar en armonía con el plan de Dios para su vida.  Dios quiere que yo le siga, Él no quiere que lo trate como si fuera mi sirviente, siguiendo mis planes, y dispuesto a ayudarme cada vez que yo necesito Su ayuda. 

Sí, debo hacer planes para hoy día, y para el futuro, pero siempre debo tomar en cuenta que Dios podría cambiar mis planes.

Confía en el Señor de todo corazón, y no en tu propia inteligencia.  Reconócelo en todos tus caminos, y Él allanará tus sendas. (Proverbios 3:5-6)


5)  Él intercede al Padre por mí y me enseña a orar.

Romanos 8:26-27  ... en nuestra debilidad el Espíritu acude a ayudarnos.  No sabemos qué pedir, pero el Espíritu mismo intercede por nosotros con gemidos que no pueden expresarse con palabras.  Y Dios, que examina los corazones, sabe cuál es la intención del Espíritu, porque el Espíritu intercede por los creyentes conforme a la voluntad de Dios.

Efesios 2:18  Pues por medio de él tenemos acceso al Padre por un mismo Espíritu.

Efesios 6:17-18  ... Oren en el Espíritu en todo momento, con peticiones y ruegos.  Manténganse alerta y perseveren en oración por todos los santos.

Judas 1:20  ... queridos hermanos, manténganse en el amor de Dios, edificándose sobre la base de su santísima fe y orando en el Espíritu Santo, ...

Yo necesito mantener una continua y activa comunicación con el Espíritu Santo (oración), leyendo y estudiando la Palabra, y escuchando enseñanzas, etc.


6)  Él me bautizó en el cuerpo universal de Cristo, con todos los demás creyentes. (se refiere al bautismo “espiritual”, no al bautismo en agua)

Mateo 3:11  (Juan el Bautista dijo)  »Yo los bautizo a ustedes con agua para que se arrepientan. Pero el que viene después de mí es más poderoso que yo, y ni siquiera merezco llevarle las sandalias.  Él los bautizará con el Espíritu Santo y con fuego.

1 Corintios 12:12-13  Todos fuimos bautizados por un solo Espíritu para constituir un solo cuerpo —ya seamos judíos o gentiles, esclavos o libres—, y a todos se nos dio a beber de un mismo Espíritu.

Y necesito entender la unión que tiene con todos los demás miembros del Cuerpo Universal de Cristo, la única y verdadera Iglesia, mantenida unida por el Espíritu Santo.  Existen algunas diferencias doctrinales y culturales entre Cristianos que no deben crear divisiones ni resentimientos.

NOTA:  El bautismo en agua para un creyente habla de "identificación con" Cristo.  Aunque el bautismo en agua no tiene mérito ante Dios por la salvación, debe tomarse en serio como un testimonio externo de lo que Él ya ha hecho internamente en mi vida.  Estoy expresando a los demás que he muerto con Cristo, he muerto a mí mismo, y quiero vivir una nueva vida en obediencia a Él, por el poder del Espíritu Santo que mora dentro de mí.

Mateo 28:19  Por lo tanto, vayan y hagan discípulos de todas las naciones, bautizándolos en el nombre del Padre y del Hijo y del Espíritu Santo.

Hechos 8:36-38  Mientras iban juntos, llegaron a un lugar donde había agua, y el eunuco dijo: «¡Mira, allí hay agua!  ¿Qué impide que yo sea bautizado?».  Ordenó que detuvieran el carruaje, descendieron al agua, y Felipe lo bautizó.

Hechos 10:47-48  «¿Puede alguien oponerse a que ellos sean bautizados ahora que han recibido el Espíritu Santo, tal como nosotros lo recibimos?».  Por lo tanto, dio órdenes de que fueran bautizados en el nombre de Jesucristo.  Después Cornelio le pidió que se quedara varios días con ellos.

Gálatas 2:20  Mi antiguo yo ha sido crucificado con Cristo.  Ya no vivo yo, sino que Cristo vive en mí.  Así que vivo en este cuerpo terrenal confiando en el Hijo de Dios, quien me amó y se entregó a sí mismo por mí.

Colosenses 3:3  Pues ustedes han muerto a esta vida, y su verdadera vida está escondida con Cristo en Dios.

Recomendación:  Hable con un líder espiritual si tiene preguntas sobre el bautismo.


7)  Él quiere utilizarme para testificar de Jesús a los incrédulos.

Marcos 13:11  Y cuando los arresten y los sometan a juicio, no se preocupen de antemano por lo que van a decir.  Sólo declaren lo que se les dé a decir en ese momento, porque no serán ustedes los que hablen, sino el Espíritu Santo.

Mateo 10:19  Pero, cuando los arresten, no se preocupen por lo que van a decir o cómo van a decirlo.  En ese momento se les dará lo que han de decir,

Lucas 12:11  Cuando los hagan comparecer ante las sinagogas, los gobernantes y las autoridades, no se preocupen de cómo van a defenderse o de qué van a decir,

Juan 15:26  (Jesús dijo) ”Cuando venga el Consejero que Yo les enviaré de parte del Padre, el Espíritu de verdad que procede del Padre, Él testificará acerca de Mí.

Juan 16:8-11  Y cuando él venga, convencerá al mundo de su error en cuanto al pecado, a la justicia y al juicio; en cuanto al pecado, porque no creen en mí; en cuanto a la justicia, porque voy al Padre y ustedes ya no podrán verme; y en cuanto al juicio, porque el príncipe de este mundo ya ha sido juzgado.

Hechos 1:8  ... cuando venga el Espíritu Santo sobre ustedes, recibirán poder y serán mis testigos tanto en Jerusalén como en toda Judea y Samaria, y hasta los confines de la tierra.

El Espíritu Santo desea usar a Sus hijos para atraer a incrédulos a creer por fe en Jesucristo.  Debo depender del Espíritu Santo que me dé las palabras apropiadas, y que mi vida sea un testimonio agradable a Él.  Se cuenta que San Francisco de Asís dijo – “predique el evangelio – y si es necesario use palabras”.

“Predica el evangelio - y si es necesario usa palabras.”   St. Francis de Asissi 


8)  Él quiere utilizar el don (o los dones) espiritual que me ha dado para el bien de otros.

Marcos 9:35  Entonces Jesús se sentó, llamó a los doce y les dijo: —Si alguno quiere ser el primero, que sea el último de todos y el servidor de todos.

Romanos 12:4-8  Pues así como cada uno de nosotros tiene un solo cuerpo con muchos miembros, y no todos estos miembros desempeñan la misma función, también nosotros, siendo muchos, formamos un solo cuerpo en Cristo, y cada miembro está unido a todos los demás

Tenemos dones diferentes, según la gracia que se nos ha dado.  Si el don de alguien es el de profecía, que lo use en proporción con su fe; si es el de prestar un servicio, que lo preste; si es el de enseñar, que enseñe; si es el de animar a otros, que los anime; si es el de socorrer a los necesitados, que dé con generosidad; si es el de dirigir, que dirija con esmero; si es el de mostrar compasión, que lo haga con alegría.

1 Corintios 12:4, 7-11  Ahora bien, hay diversos dones, pero un mismo Espíritu.  Hay diversas maneras de servir, pero un mismo Señor.  Hay diversas funciones, pero es un mismo Dios el que hace todas las cosas en todos.  A cada uno se le da una manifestación especial del Espíritu para el bien de los demás.  ...  Todo esto lo hace un mismo y único Espíritu, quien reparte a cada uno según él lo determina.

Filipenses 2:3-4  No hagan nada por egoísmo o vanidad; más bien, con humildad consideren a los demás como superiores a ustedes mismos.  Cada uno debe velar no sólo por sus propios intereses sino también por los intereses de los demás.

1 Pedro 4:10-11  Cada uno ponga al servicio de los demás el don que haya recibido, administrando fielmente la gracia de Dios en sus diversas formas. 

El que habla, hágalo como quien expresa las palabras mismas de Dios; el que presta algún servicio, hágalo como quien tiene el poder de Dios.  Así Dios será en todo alabado por medio de Jesucristo, a quien sea la gloria y el poder por los siglos de los siglos.  Amén.

Cada discípulo es único en el plan y propósitos de Dios.  El Espíritu Santo quiere que haya interacción y amor mutuo entre creyentes.

Juan 13:35 (Jesús dijo) De este modo todos sabrán que son Mis discípulos, si se aman los unos a los otros.”

Él quiere bendecir a otros creyentes a través de mí.

  • Él no quiere que yo esté enfocado en cómo los otros pueden beneficiarme a mí, sino en cómo puedo servir a otros.
  • ¿Como puedo invertir mis recursos (tiempo, energía, y posesiones) en otros creyentes, ayudándoles en su desarrollo hacia la madurez y productividad espiritual?

Importante: En el cuerpo físico humano cada parte funciona para el bien del cuerpo, no el cuerpo para el bien de las partes.


9)  Solo el Espíritu Santo puede producir fruto eterno a través de mi vida.

Juan 6:63  El Espíritu da vida; la carne no vale para nada.

2 Corintios 3:6  Él nos ha capacitado para ser servidores de un nuevo pacto, no el de la letra sino el del Espíritu; porque la letra mata, pero el Espíritu da vida.

Eclesiastés 3:14  Sé además que todo lo que Dios ha hecho permanece para siempre; que no hay nada que añadirle ni quitarle; y que Dios lo hizo así para que se le tema.

Lo que haya de valor eternal tiene que tener su origen en el Espíritu Santo.  Hasta que yo salga de esta vida en la tierra, a menudo seré tentado a confiar en mí mismo.  El discípulo necesita estar consciente de esta tendencia para así no estar sorprendido como si fuera algo anormal.